Directivos de prensa hispana y afroamericana reivindican el impacto de sus medios en Washington

0
150

Se escucharon voces políticas junto al Capitolio de Washington que elogiaron el poder y la necesidad de la prensa latina y afroamericana en Estados Unidos. Se reiteró un acuerdo de colaboración y alianza entre la National Association of Hispanic Publications (NAHP) y la National Newspaper Publishers Association (NNPA) y se habló del impulso a la información de calidad y los retos en la búsqueda de los dólares de la publicidad.

El congresista Adriano Espaillat (D-NY) (2do. por la izq) recibe el salud del liderazgo de la NAHP y la NNPA.

Entre el 22 y el 24 de marzo, Washington acogió la Cumbre Legislativa de dos organizaciones que sirven a más de 50 millones de lectores cada semana en este país.

La congresista Linda Sánchez (D-CA) durante su discurso ante la Cumbre legislativa de la NAHP y la NNPA en el Capitolio de Washington.

“El lema de la Cumbre de este año explica el ambiente en que nos encontramos: Oportunidades en una nueva era y liderar a nuestras comunidades en tiempos de cambio”, explicó la Presidenta de la NAHP, Martha Montoya para quien el trabajo “silencioso pero constante” y alianzas como las que actualmente existen con la NNPA sitúan a los propietarios de medios hispanos a la cabeza de las negociaciones en temas de publicidad corporativa y en los procesos de decisión en la distribución de los presupuestos federales.

“Cómo navegar Washington con éxito” fuel el panel informativo en el que participaron la mañana del 23 de marzo, Mary Ann Gómez Orta, Presidenta y CEO del Congressional Hispanic Leadership Institute (CHLI), Diana Marrero de The Hill Latino y Chuck Rocha, fundador de Solidarity Strategies.

“Nuestra organización, junto a la NNPA, ha puesto sobre la mesa temas legislativos que definirán cómo el Gobierno Federal gastará su presupuesto en los próximos años”, indicó Montoya.

Laura Jaramillo, productora ejecutiva de Efecto Main del canal NTN24, y Rafael Lorente, decano adjunto de la facultad de periodismo de la universidad de Maryland, hablan durante el panel sobre periodismo y la industria de la información.

Hace una década un reporte oficial sacó a la luz una realidad que hoy no ha mejorado significativamente. En la investigación de como se distribuían las campañas publicitarias de cinco agencias —Defensa, Tesoro, Salud y Servicios Humanos, Interior y la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio— tan solo el 5 por ciento de los $4.3 mil millones disponibles para campañas publicitarias se destinó a empresas mediáticas propiedad de minorías.

“Las empresas de la industria de la información controladas por personas de color son fundamentales para asegurar la diversidad de puntos de vista que llegan a los estadounidenses”, dijo en su día el senador Bob Menéndez (D-NJ) algo que se repitió la tarde del 23 de marzo en el Capitolio de la capital de la nación donde congresistas como Henry Cuellar (D-TX), Adriano Espaillat (D-NY), Linda Sánchez (D-CA) o Lou Correa (D-CA) animaron a la prensa hispana y afroamericana a seguir con su misión de ser las voces de sus comunidades.

Dado que el Gobierno Federal es el organismo con mayor volumen de mensajes publicitarios en la nación es imperativo que esos mensajes se canalicen en un porcentaje adecuado a través de los medios latinos y afroamericanos que representan —combinados— más del 34 por ciento de la población del país, con un poder de compra de más de $2.3 billones (trillones en inglés).

“La prensa hispana debe ser tenida en cuenta porque somos un medio viable para los mensajes corporativos y también lo debemos ser para las agencias federales”, dijo el Chair de la Cumbre Legislativa de la NAHP, José Somalo. “Tenemos una responsabilidad enorme como prensa hispana: debemos servir a nuestra audiencia creciente y exigir de las corporaciones y de las agencias de Gobierno la atención y el respeto que nuestra audiencia hispana merece”.

En este sentido se definieron, entre la ironía y la reivindicación, alguna de las voces políticas afroamericanas presentes en el evento de Capitol Hill.

“Si no nos respetan (a las comunidades afroamericanas e hispanas), no nos esperen en las urnas”, expresaron en diferentes maneras personalidades como la congresista Eddie Bernice Johnson (D-TX), Danny Davis (D-IL) o G. K. Butterfield (D-NC).

La mañana del día 23 había comenzado con un panel de discusión sobre “cómo navegar Washington con éxito” en el que participaron Mary Ann Gómez Orta, Presidenta y CEO del Congressional Hispanic Leadership Institute (CHLI), Diana Marrero de The Hill Latino y Chuck Rocha, fundador de Solidarity Strategies. A continuación se le dedicó un espacio al tema de la crisis y transformación de la industria de la información donde inervinieron Laura Jaramillo Bernal, productora ejecutiva de Efecto Naim del canal NTN24 y Rafael Lorente, decano adjunto de la escuela de periodismo de la Universidad de Maryland y director del programa de Master en periodismo para la misma universidad.

La Cumbre Legislativa de la NAHP se clausuró después de la celebración de los paneles de desarrollo empresarial que tuvieron lugar en la mañana del viernes 24 de marzo donde se habló de “crecimiento del negocio en los medios”, con la participación de Richard Karpel de American Press Works, y Michelle Rea de la New York Press Association; para finalizar con el tema de las redes sociales y los ingresos por mercadeo hispano, un panel en el que intervinieron Ricki Fairley de Dove Marketing y Carlos Alcazar de CultureOne World.

Fueron tres días de un intenso trabajo en los pasillos del Congreso, en los debates profesionales y en la interactuación entre dos organizaciones de prensa imprescindibles para la democracia estadounidense. Y tanto el liderazgo de la NAHP como el de la NNPA enfatizaron la necesidad de fortalecer la relación para el crecimiento de la industria.

El legislador federal Henry Cuellar (D-TX) se dirige a los dueños de medios hispanos y afroamericanos en el Capitolio de Washington, el 23 de marzo, durante la Cumbre Legislativa de la NAHP. Observan, la presidenta de la NAHP, Martha Montoya, y la presidenta de la NNPA, Denise Rolark Barnes.